Siguiendo la Pista al Precio del Oro y Petróleo PDF Imprimir E-mail
Escrito por Bruno Faidutti   
Lunes, 06 de Abril de 2009 02:42

¿Qué es lo que primero se recomienda a los inversionistas cuando la crisis abarca todos los sistemas financieros mundiales? Para los conservadores la repuesta es inmediata: invierta en metales preciosos.

Entre estos metales se destaca el más hermoso de todos: el oro. Los más arriesgados dirán - está bien el oro, pero como un producto más transable en el mercado. Los expertos dirían que es tiempo de negociar en las bolsas aprovechando la volatibilidad de los mercados internacionales.

 

Así es, los brokers de cuentas de inversión recomiendan en esta época la compra y venta de acciones en un periodo corto antes que arriesgar en busca de un rendimiento de largo plazo, debido a lo inestable de las bolsas. Si la inestabilidad se da para las acciones de compañías por la incertidumbre vivida en estos días, no sorprende que lo mismo ocurra con los precios de las "
commodities", entre ellas los metales. Es decir el riesgo persiste donde miremos.

Por lo general se ahorra para el largo plazo, allí es cuando se debe estudiar la tendencia del oro a través del tiempo, si se está pensando en invertir en dicho metal.

 

Fíjense en el Gráfico 1. La tendencia del precio del oro en los últimos ocho años de diciembre a diciembre ha crecido a tasas promedio de 27,11% por año, esto es, de $274,45 la onza troy a diciembre de 2000 hasta $869,75 al finalizar el 2008. Muy pocas inversiones tan sólidas como el oro pueden haber rendido por ese periodo lo que el oro rindió. Se pudiera decir que si esa ha sido la tendencia de los últimos años, el oro sigue siendo una inversión segura para los siguientes años. No necesariamente la tendencia siempre va a ser para arriba, por eso es importante analizar otros indicadores que nos enseñen el comportamiento del precio del oro y las preferencias de los inversionistas para evaluar con más calma una posible inversión.

Un indicador de uso frecuente que sirve para medir las expectativas de los inversionistas norteamericanos y su pesimismo con referencia a la bolsa, es el índice Dow Jones sobre el precio del oro. En el gráfico 2, el índice DJIA/Oro nos enseña que la relación del DJIA frente al oro ha sido de 9 en promedio a lo largo de los 112 años registrados en el gráfico, con periodos extensos de bonanzas económicas para quienes hayan elegido una de las dos alternativas de inversión: acciones en la bolsa norteamericana, representadas por el DJIA y los metales representados por el precio del oro, asumiendo que todos los metales se mueven en la misma dirección. 

      Fuente: Natexis Bleichroeder

El Gráfico 2 proyecta que se viene un periodo de bonanza para los metales y otras "commodities", siempre que se repita el patrón de comportamiento del índice tal como se grafica, el mismo que pudiera ir más allá del 2013. Me refiero que la tendencia está para abajo achicando la relación DJIA:Oro y eso significa que el oro subiría en precio o que el DJIA baja sus registros, o una combinación de los dos indicadores.

Otro indicador muy válido es comparar dos "commodities" entre si como es el caso de comparar el precio de la onza troy del oro frente al precio del barril de petróleo WTI. (ver Gráfico 3). Este indicador nos dice que cantidad de barriles de petróleo una onza de oro puede comprar. Si la onza del oro está en $700 y precio del petróleo en $70, el índice sería 10. En otro caso, supongamos el precio del oro se mantiene en $700 y el precio del petróleo baja a $35, entonces el índice sería 20. Expertos consideran que cuando el índice está por debajo de 10, el precio del oro está barato en relación al precio del petróleo, por lo tanto es una buena inversión pensar en comprar oro, porque es muy probable que en el siguiente año esa relación se mantenga igual. Y cuando el índice sobre pase 20 podríamos decir que el precio del petróleo estaría demasiado barato.

 

Tal como nos enseña el gráfico histórico sobre el índice oro/petróleo deberíamos pensar que el precio del petróleo estaría por repuntar en el 2009; sin embargo, esto no es una garantía que así ocurra. Ahora bien, esto ya ha pasado en el pasado cuando en 1994, 1999, 2002 y 2007, se dio circunstancias similares y el precio del petróleo se recuperó.

Ya ha pasado el primer trimestre del 2009, en el Gráfico 4 vemos que el índice se comienza desplomar en marzo porque el precio del oro ha caído en $75 desde febrero y el precio del petróleo ha subido alrededor de $14.

 

Al parecer el precio del petróleo sigue bajo, así nos señala el índice, lo que significa que el petróleo pasa a ser un commodity interesante de apostar si seguimos el patrón señalado. Esto significa que la corrida hacia arriba esperada por todos del precio del oro tendrá que esperar un poco, a menos que estemos buscando rendimientos de más largo plazo. Para ello, nos fijamos en el índice DJIA/Oro. Buena suerte en sus decisiones.